El nuevo aviso de cookies en Google

Desde el pasado abril, cuando abrimos Google nos aparece un aviso de cookies bajo la barra de búsqueda: Google informa a sus usuarios sobre el uso que hace de sus datos. Pero ¿qué son las cookies?

Una cookie (de galleta en inglés), es un pequeño código que se almacena en el navegador, con el que un sitio web o buscador como Google puede obtener información sobre la actividad de sus usuarios.

De esta manera, una web podrá almacenar cookies para identificar la sesión de un usuario y que este no tenga que introducir una contraseña cada vez que cambie de página. También las usan por ejemplo las webs de comercio electrónico, para “recordar” los objetos que un cliente tiene en su cesta. Pero las cookies además dan una información muy útil a las agencias de publicidad y empresas en general sobre nuestros hábitos y preferencias de navegación. Así, el uso de las cookies permite a los publicistas hacer campañas mucho más efectivas, ofreciéndonos en cada momento lo que más nos interesa. Con esta información tan valiosa, empresas como Google monetizan nuestra navegación, que en principio nos parecía gratuita. Y es que casi todos hemos tenido alguna vez la extraña sensación de haber sido “espiados”, al ver una publicidad que está muy relacionada con algo que buscábamos por Internet pocos minutos antes.

Google ha intentado mantener una cierta política de transparencia frente a estas prácticas, dando a los usuarios herramientas como por ejemplo el administrador de preferencias de anuncios, donde puedes modificar los datos que el buscador ha extraído de tu navegación.

Ahora ha terminado por ceder ante las estrictas políticas de protección de datos europeas. La Unión ya contemplaba reglas sobre el uso de las cookies desde 2002, y desde el pasado 30 de marzo España publicó una nueva directiva en el BOE por el que las webs que utilicen cookies con el fin de recoger datos de sus usuarios tendrán que notificarlo y pedir el consentimiento a sus usuarios. Si esta directiva se aprueba en el Congreso de los Diputados, cada sitio web se verá obligado a informar a sus usuarios sobre el uso de cookies y el tratamiento de datos en el caso de que las utilicen. Además los usuarios tendrán que dar su aceptación para que estas cookies se mantengan activas.

La implantación de mecanismos para controlar la aplicación de la directiva es tan complicada que de momento es sólo tema de debate. Pero seguramente ha preocupado a más de un publicista, ya que en la actualidad, apenas un 5% de los internautas desactiva las cookies en su navegador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *